NUEVAS MEDIDAS PARA REACTIVAR LA ECONOMÍA

CAMBIOS EN LOS MODELOS 347 Y 340
1 junio 2011
CONTRATO PARA LA FORMACIÓN Y EL APRENDIZAJE
30 agosto 2011

Entre estas medidas destacan la rebaja del IVA, el adelanto en el pago del impuesto de sociedades y el ahorro en el gasto farmacéutico.

1) REDUCCIÓN DEL IVA PARA ADQUISICIÓN DE VIVIENDA NUEVA:

Se trata de una disminución temporal del impuesto sobre el valor añadido para la compra de vivienda nueva en un intento de lograr la reactivación de la economía española y por consiguiente el empleo en uno de los sectores más castigados por la crisis. Concretamente, se pasa del 8% habitual al tipo superreducido del 4% y será hasta el 31 de Diciembre de este año. Hay que señalar que la vivienda nueva representa en torno al 50% del mercado inmobiliario y el ‘stock’ de viviendas se cifra en torno a las 700.000 viviendas, según el Ministerio de Fomento. Por ilustrarlo con cifras, en una vivienda que cueste 200.000 euros, el ahorro será de aproximadamente 8.000 euros.

 

2) ADELANTO EN EL PAGO DEL IMPUESTO DE SOCIEDADES:

Otra de las medidas adoptadas por el Gobierno es el adelanto de los pagos a cuenta del impuesto de sociedades, para las grandes empresas.

Se trata de una medida temporal, cuya duración es de 3 años (se aplicará durante los ejercicios 2011, 2012 y 2013) que, aunque no supone una modificación sustancial del Impuesto de Sociedades y que no implicará pagar más ni que vayan a perder deducciones, sí supone el anticipo de pagos fraccionados y el retraso de algunas deducciones.

El adelanto afecta a aquellas compañías cuya facturación sea superior a los 20 millones de euros  anuales, 3.900 empresas aproximadamente (lo que supone menos del el 0,5% del tejido empresarial español).

La medida consistirá en aumentar y adelantar los pagos fraccionados a cuenta, que pasarán de un tipo del 21% actual al 24% para empresas entre 20 y 60 millones de facturación, y al 27% para las que superen los 60 millones, en ambos casos por debajo del tipo general del 30%.

Pero además, se limita la capacidad de compensar pérdidas de ejercicios anteriores y se eliminan los llamados fondos de comercio para compras efectuadas fuera de Europa, que suelen reducir la carga impositiva de las empresas. Actualmente, las compensaciones pueden llegar a alcanzar el 100% de las bases imponibles, pero a partir de ahora y hasta 2013, las empresas que facturen entre 20 y 60 millones sólo podrán aplicar el 75% de las bases imponibles negativas pendientes, mientras que las que facturen más de 60 millones se aplicarán el 50%. En concordancia con eso, y para que se pueda asegurar la compensación futura de las bases, se amplía el plazo para compensar bases imponibles negativas, el cual pasará a ser de 18 años, frente a los 15 años actuales. Esta última medida no será temporal, sino estructural y afectará a todo tipo de empresas, con independencia de su facturación. Por último, la norma limita, también hasta 2013, la deducción del fondo de comercio financiero, que pasará desde el máximo actual del 5% al 1%.

Se espera que estos cambios impliquen una recaudación adicional este año de unos 2.500 millones de euros, y algo más de 400 millones adicionales en 2012 y 2013 por el «aplanamiento» de las deducciones. Hay que tener en cuenta que la recaudación del mismo no ha dejado de caer desde el inicio de la crisis, tal que aunque adelantar unos meses la recaudación no solventa en absoluto el problema, permitirá contar con un alivio en la liquidez, por unos meses.

 

3) MEDIDAS PARA AHORRAR EN GASTO FARMACÉUTICO:

Por último, y al objeto de aliviar la tensión financiera del Sistema  Nacional de Salud, se ha acordado reducir el gasto farmacéutico potenciando el uso de medicamentos genéricos, lo que permitirá un ahorro de 2.400 millones de euros al año. A partir de ahora, los médicos tendrán que recetar los medicamentos por principio activo, no por el nombre de las marcas, y los farmacéuticos deberán dispensar el fármaco de menor precio de una misma categoría.

Asimismo, también se aprobó la distribución de ayudas a farmacias pequeñas que se encuentran en ámbitos rurales y zonas deprimidas de España, con pequeños volúmenes de ventas, al objeto de garantizar la viabilidad del servicio, compensando el desarrollo de los servicios de farmacia en estas zonas con un máximo de 800 euros mensuales.